Palabra de Las Abejas de Acteal, (RESLAC) y esto nos ha permitido hablar sobre los temas de verdad, justicia, reparación y no repetición de graves violaciones de derechos humanos.


                      







      

   

         
          Organización Sociedad Civil Las Abejas de Acteal   
                                   Tierra Sagrada de los Mártires de Acteal
                                         Municipio de Chenalhó, Chiapas, México.
                                                                                 
                              
                                                    San Carlos de Antioquia, Medellin, Colombia 
                                                  2 de octubre del 2018


Acteal: Casa de la Memoria y la Esperanza

Queridas compañeras y compañeros miembros de la Red de Sitios de Memoria Latinoamericanos y Caribeños (RESLAC) que hoy nos encontramos aquí en San Carlos, Antioquia, Colombia, en el XI Encuentro: Latinoamérica por la Verdad, reciban un fraternal saludo de nuestra organización civil desde Chiapas, México.


Desde el 2009, somos parte de la RESLAC y esto nos ha permitido hablar sobre los temas de verdad, justicia, reparación y no repetición de graves violaciones de derechos humanos como la Masacre[1] de Acteal perpetrada el 22 de diciembre de 1997 en la comunidad de Acteal municipio de Chenalhó, Chiapas, México. No olvidamos que el gobierno mexicano a través de Julio Cesar Ruiz Ferro gobernador de Chiapas y Ernesto Zedillo Ponce de León ex presidente de México preparaban esta Masacre.

Queremos decirles a ustedes que su experiencia, sobre los Sitios de Memoria, ha alimentado el seguimiento de nuestra lucha porque nuestros pasos están siempre acompañados. Nunca olvidaremos la violencia que ha pasado, no olvidamos la grave crisis de derechos humanos que enfrentamos hoy en nuestro país. Nunca olvidaremos a nuestras y nuestros hermanos masacrados: 21 Mujeres, 9 hombres, 15 niñas y niños y 4 más que aún no nacían y fueron arrancados del vientre de sus madres.

La Organización Sociedad Civil Las Abejas de Acteal agradece la invitación para traer la palabra a este espacio. Aquí queremos compartir nuestro camino de trabajo y acompañamiento con los familiares de víctimas, colectivos y organizaciones de desaparecidos en nuestro país y qué pensamos del tema de la desaparición forzada.

Primero quiero decirles que nuestra Organización nació en el año de 1992,[2] nos organizamos para hacerle frente a la violencia, la injusticia, la discriminación, la marginación, entre otras. Nuestro camino esta acompañado por la lucha pacífica No violenta. Nuestra arma es la palabra, el ayuno y la oración. Así enfrentamos a una de las cabezas de la hidra: el Tratado de Libre Comercio (TLC), ese gran monstruo Neo-Liberal que está actualmente acabando el mundo y que nos esta despojando de nuestros territorios. 
Para esto tuvimos que recoger nuestra fuerza, con el buen espíritu a través de ayunos y oración por nuestra madre tierra.

En el año de 1996, Don Samuel Ruiz Obispo Emérito de la Diócesis  de San Cristóbal de Las Casas convocó al diálogo entre el gobierno mexicano y el Ejercito Zapatista de Liberación Nacional ( EZLN ) en donde nuestra Organización participó muy activamente en los cinturones de paz. Desde el 94, había comenzado la militarización de nuestras comunidades, formándose también grupos paramilitares para acabar a quienes denunciaran la corrupción e impunidad del gobierno. Desde 1994 al año 2000, en el  surgimiento de la guerra contrainsurgente en Chiapas se cometieron detenciones arbitrarias,  torturas, tortura sexual, ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas, desplazamiento forzado, etc. contra los pueblos indígenas de Chiapas.

Como Sociedad Civil Las Abejas resistimos a través del ayuno y oración, por las denuncias públicas para dar a conocer la situación que se vivía en la región.

Nuestra huella, nuestro futuro.

Nuestra Organización tiene 25 años. Seguimos por la defensa de nuestra madre tierra y  por la defensa de los derechos humanos. Con nuestras voz, cada 22 de cada mes, es decir durante los 12 meses de cada año, denunciamos las desapariciones forzadas en nuestro país, exigiendo verdad y justicia. Exigiendo encontrar a nuestros desaparecidos y que los responsables materiales e intelectuales sean castigados.

El caso más reciente fue cometido en el Estado de Guerrero, a los estudiantes de la Escuela Normal Rural Isidro Burgos en Ayotzinapa, Guerrero. A Nuestras abuelas y abuelos desde el Corazón del Cielo y el Corazón de la Madre Tierra pedimos nos sigan guiando, porque nuestro corazón está conectada con nuestra Madre Tierra.

Con nuestra solidaridad, con el ayuno y oración, con la palabra de denuncia, con nuestras peregrinaciones y en algunas veces con nuestra presencia física, las y los sobrevivientes de la Masacre de Acteal y la Organización Las Abejas de Acteal nos solidarizamos con las madres, padres, hermanas y hermanos, abuelas y abuelos de aproximadamente 37 mil[3] desaparecidos en México, porque su dolor es nuestro dolor, porque sus corajes es nuestro, no estamos solos.  http://www.jornada.com.mx/ultimas/2018/06/02/hay-37-mil-435-desaparecidos-informa-la-sg-9863.html   


Con nuestra palabra y nuestra lucha queremos estar en el Corazón de nuestras hermanas y hermanos, en la memoria y en la esperanza, no estamos solos.

No queremos una justicia simulada. Queremos la verdad digna, cabal, duradera, sana y humana para las graves violaciones a derechos humanos que se han cometido, que no vuelva a suceder. Nosotros no esperamos la Justicia de arriba de los ricos y poderosos. Trabajamos La Otra Justicia, que no es más que el no olvido, el recordar, el organizarnos y el no callar la palabra. Y esa Otra Justicia la tenemos que echar a andar, todos los pueblos, las mujeres y hombres, de buen corazón, practicándolo desde abajo.

Memoria y No Olvido. Desde donde nos encontremos tenemos que señalar a los autores intelectuales y materiales de estos crímenes de lesa humanidad: FUE EL ESTADO.

Ayotzinapa es la continuación del fuego de la hidra. Los criminales de este caso como en muchos otros  es la misma mafia de un narco - gobierno responsables de graves violaciones a derechos humanos como en los casos de la Guardería ABC, de la Massacre de Acteal, de la Masacre de Viejo Velasco, de la Masacre de Aguas Blancas, de Tlatlaya, de los desaparecidos de la zona baja de Tila en el marco del Conflicto Armado Interno no resuelto en Chiapas.

A 20 años de la Masacre de Acteal, no hemos escuchado una buena noticia para la aplicación de la Justicia y la No Repetición, el caso sigue en una completa impunidad. Ni las autoridades nacionales ni internacionales han resuelto el caso.

Nuestra palabra seguirá recorriendo el mundo para denunciar y que sepan que: FUE EL ESTADO.
                              Vivos se los llevaron, vivos los queremos.
                              Vivos se los llevaron, vivos los queremos.
                              Vivos se los llevaron, vivos los queremos.

Castigo a los autores materiales e intelectuales de la desaparición forzada en México.

                                        Nunca más otro Acteal.
                                     Nunca más otro Ayotzinapa. 
                  Porque si nos tocan a uno, nos tocan a todos.
Ahora  todos Juntos exigimos la Justicia en nuestros pueblos de américa.


                                                    A t e n t a m e n t e
                 La voz de la Organización Sociedad Civil de las Abejas de Acteal
                                                    Por la Mesa Directiva:    



Martín Pérez Pérez                                                                   Mariano Gómez Ruiz
                                                                               



Pedro Pérez Pérez                                                                    Manuel Pérez K’oxmol



                                      Alonso Ruiz López